La Importancia de Visualizar y Enfocar las Metas para Lograr Realizarlas

La Importancia de Visualizar y Enfocar las Metas para Lograr Realizarlas

Visión y Enfoque de la Meta

 

Dentro del campo del desarrollo personal y profesional, cada vez son más las disciplinas que destacan la importancia que tiene la previsualización de las metas para lograr materializarlas. También en Coaching, este es uno de los aspectos clave durante todo el proceso, a fin de asegurarse un mayor éxito en el logro del objetivo planteado. De otra manera ¿cómo podría ser posible pasar de la situación actual en la que se encuentra el cliente, a la que realmente desearía encontrarse si no fuera capaz de visualizar e imaginar de una forma más o menos nítida lo que desea?

De hecho, uno de los primeros pasos que se da en todo proceso de Coaching, es el de tratar que el coachee (cliente) concrete su Objetivo de la forma más específica posible. ¿Por qué? Pues sencillamente porque si no sabes a donde vas, cualquier camino te conduce allí, es decir a ninguna parte. ¿Cómo podría saber de otra manera qué dirección tomar en un momento dado si no sabe exactamente a donde quiere llegar? Si antes no ha pre-visualizado y pre-sentido su meta… ¿cómo podría saber si realmente se trata de algo que le inspira y le motiva como para lanzarse a conseguirla…? o si no puede imaginarla ¿cómo podría saber cuál es la decisión que más le acerca o aleja de ella? ¿cómo podría saber si está progresando o no?

Aún así, existe un gran número de clientes que acuden a una primera sesión de Coaching sin tener lo suficientemente claro el objetivo que desean lograr. De hecho, a estos clientes les resulta mucho más fácil formular lo que NO quieren, que expresar lo que SI quieren. La razón de esto es sencilla. Resulta que llevan tanto tiempo pensando y sintiendo todo aquello que no quieren, que realmente es lo único que ven y conocen bien. Y esto es así porque su punto de mira lo tienen puesto solo en lo negativo, y todo lo demás, todas aquellas cosas que podrían hacerles felices, simplemente no las ven, porque sus mentes y sus corazones están enfocados en todo lo negativo que tienen o que temen en su vida.

La neurociencia explica este hecho en base a que tenemos un Sistema de Activación Reticular del cerebelo que actúa como un filtro que nos permite seleccionar y captar lo que más nos interesa en un momento determinado. Un ejemplo de esto es algo que seguro te habrá pasado en más de una ocasión. Resulta que un día te compras una determinada ropa y, a partir de ese momento, ves esa ropa por todos los lados por donde vas. O estás pensando en comprarte un modelo de coche y te ocurre lo mismo, de pronto, lo ves por todos los sitios. O el caso de las embarazadas, que están viendo constantemente a otras embarazadas por cualquier lado por donde van. O profesionales de diferentes ámbitos que se fijan en aspectos que nadie más lo hace (los pintores en los colores, modistas en el diseño o confección, zapateros en el calzado, etc.).

Y así podría citar infinidad de ejemplos que seguro habrás experimentado en alguna ocasión. Sin embargo, has de saber que esas ropas, esos coches, esas embarazadas, esos zapatos, esos colores, etc. siempre han estado ahí. Tú los percibes ahora porque tu sistema reticular activador del cerebro está diseñado para filtrar el 99,9 % de lo que sucede en el mundo. Por tal motivo, cuando algo, por la razón que sea, es importante para ti, es decir, cuando te involucras emocionalmente en ello, tu cerebro comienza a percibir cualquier detalle que se relacione con ello.

SISTEMA DE ACTIVACIÓN RETICULAR

Esto significa que una vez has definido un objetivo, tu cerebro comienza a percibir cualquier cosa que te acerque a dicho objetivo. Así, tal como lo hace un ordenador, pero mucho más potente, el cerebro tiene una función de búsqueda de la información que nos interesa. Es como si estuviera programado para detectar aquello que focalizamos o bien aquello con lo que nos identificamos.

Por ello, la técnica de visualizar el resultado de aquello que queremos, es el primer paso para poder llegar a conseguirlo con éxito. Si puedes imaginarte el logro de un objetivo o meta que te hayas propuesto, estarás preparando a tu sistema de activación reticular para que se focalice en los elementos que te van a permitir alcanzar ese resultado.

Y esa “visualización” no tiene porque ser únicamente con imágenes. También puedes representarla “oyendo”, “escuchando”, o quizá “sintiendo” esa meta que deseas, tal como la experimentarías si se llegara a realizar. Lo realmente importante es que, si deseas ver, oir, o sentir algo, tu sistema de filtración en el cerebro, te va a permitir ver, oir, o sentir unas cosas y obviar otras. Si te concentras en algo que deseas de verdad, tu cerebro (tu Sistema de Activación Reticular) te lo terminará mostrando.

Claro que si tu sistema de filtración está muy condicionado por tus creencias, y estas son muy limitantes, probablemente actúen como un freno que inhiba tu sistema de activación reticular, impidiéndote percibir todos esos elementos que coexisten ante ti y que serían los que te llevarían a lograr tus metas. Por tanto, si tu mente está cerrada, no podrás ver, ni oir, ni sentir, muchas de las cosas que suceden delante de ti. Sin embargo, si tu mente esta abierta, podrás percibir cualquier cosa que desees profundamente.

Y en este sentido, el Coaching ayuda al cliente a limpiar esos “filtros”, a transformar esas creencias limitadoras que le están impidiendo imaginar, visualizar y enfocarse en metas realmente inspiradoras para él. Por eso es tan importante desde el principio del proceso, ayudarle a que pueda imaginar su vida ideal (sus sueños, sus metas), ya que si no es capaz de imaginarlo habitualmente, su mente inconsciente no entendería lo que es una prioridad para él; y en tal caso, su Sistema de Activación Reticular no podría codificar, en su cerebro, toda la información que fuera verdaderamente “importante” para alcanzar sus metas.

Te dejo algunas ideas y frases célebres que pueden inspirarte para practicar la visualización y el enfoque de tus metas:

  • Presta atención a lo que sientes.
  • Enfócate con pasión en lo que quieres.
  • La mente filtra todo lo que ve.
  • Cuando visualizas materializas.
  • Si vives instalad@ en el miedo y en la preocupación eso es lo que seguirás viviendo.
  • Todo comienza con los pensamientos.
  • Si te enfocas en soluciones las encontrarás.
  • Todos nos convertimos en lo que pensamos.
  • Cuando una persona tiene definida su visión, ya tiene el 50 % del camino recorrido.
  • La fe mueve montañas.
  • Tanto si crees que algo es posible, como si crees que no es posible, estarás en lo cierto, por tanto, elige creer lo que te conviene creer.
  • Cuando cambias la forma de ver las cosas, las cosas que ves cambian de forma.
  • Mantén tu mente en tu meta constantemente.
  • Suerte es lo que sucede cuando la preparación encuentra la oportunidad.
  • Cuando los obstáculos llegan, cambias la dirección para alcanzar tu objetivo, pero no la decisión de que llegarás allí.
  • Los temores y limitaciones más graves son los que uno se impone a uno mismo.
  • Si puedes soñarlo, puedes hacerlo.
  • Es sorprendente lo que pasa cuando se tiene una representación interna clara de lo que uno desea: la mente y el cuerpo quedan programados en dirección a esa meta.
  • Lo que guardas en tu corazón con energía y enfoque tiende a manifestarse.
  • Tu meta es vivir y disfrutar de una vida feliz y exitosa.

 Resumiento, se trata de dos cosas:

  1. Aplicar tu imaginación a cualquier objetivo que desees lograr (salud, mejora de tus relaciones, prosperidad, energía, etc.), y conectarte emocionalmente con lo que deseas lograr.
  2. Visualizarlo diariamente para enfocarte en el resultado y no dejar escapar todos esos elementos (oportunidades) que coexisten fuera de tu limitado mapa mental de la realidad. Así, si puedes verlos, percibirlos, sintonizarlos, captarlos, también podrás utilizarlos y transformarlos en esos peldaños necesarios para lograr tus objetivos y metas.

Así que ya sabes, visualiza claramente qué metas tienes y qué objetivos te permitirán lograrlas, escríbelos claramente en papel y define los plazos. Y luego, lee, piensa y siente tus metas cada día. Toma acción y verás como, paso a paso, se van materializando.

¡Feliz labor!

Esther Alonso
Coach Personal y Ejecutivo

Me gustaría saber lo que opinas, puedes dejar tus comentarios abajo.

5 Commentarios

  1. Carmen

    mayo 30, 2016
    Responder

    Me ha gustado mucho la explicación. Sin embargo, no logro entender por qué el SAR tiene la obsesiva tendencia de fijarse en números. Si actúa como filtro, ¿por qué el cerebro se iba a fijar en algo como un número repetido diariamente? ¿Para qué le sirve? ¿O qué está tratando de encontrar al enfocarse en números repetidos? No lo entiendo.

  2. Carmen

    mayo 30, 2016
    Responder

    ¿Como explica el Sar la aparición constante de un mismo número? Para qué le sirve al.cerebro ver un número repetido?.

    • Esther

      mayo 30, 2016
      Responder

      Hola Carmen. No es común lo que tú comentas de que el cerebro se fije en un número, o números, de forma constante u obsesiva, a no ser que tenga un significado especial y concreto sobre algo importante para quien lo piensa o filtra. Un ejemplo de esto sería el de un joven que quiera ser mayor de edad y entonces durante un tiempo vea el número 18 por todas partes, hasta que cumpla estos años; y como este ejemplo podría poner infinidad de ellos. No obstante, si no existe una relación más o menos directa con algo que conecte emocionalmente con la persona que los visualiza, cabría pensar en algún tipo de TOC (Trastorno Obsesivo Compulsivo) con números. Así que, en respuesta a tu pregunta, te animo a que reflexiones sobre lo que acabo de exponer y hagas memoria sobre la relación de esos números con algún aspecto de tu vida. De no ser así, tal vez deberías consultarlo con algún profesional. Un abrazo.

      • Carmen

        junio 16, 2016
        Responder

        Hola Esther. Bueno, creo que o no me expliqué bien o no me entendiste. Jejeje. Cuando digo que aparece un número repetido, me refiero a esos clásicos casos de 11:22, 22:22, 1111, etc. No guarda relación con el TOC porque es una situación (la de ver números repetidos) más común de lo que se cree. Al leer sobre el SAR, leí que el cerebro activa ese filtro cuando se encuentra frente a un patrón repetitivo. De ahí que te preguntara la utilidad de ver esos números o por qué nos fijamos en ellos. Es decir, ¿para qué le sirve al cerebro fijarse en ese patrón numérico? Normalmente los números no tienen ninguna relación con la experiencia cotidiana (¿qué sentido puede tener ver diariamente varias veces al día el número 3333?). Espero haberme explicado mejor. Gracias.

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada. Campos Obligatorios *

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies